Quién eres. Qué quieres.

Quién eres. Quién eres para mi. Lucrativo el sentimiento a la par de siniestro. Rozo la armonía de tus mejillas con cuidadosas caricias suaves. Cierro mis ojos para poder disfrutar de cada uno de los besos que me regalan pensando que son todos tuyos. Quién eres. Abuso de mi amabilidad y te ofrezco la comodidad que nunca se me brindó en tiempos de crueldad, tiempos manchados de alquitrán y lágrimas derramadas por querer lo posible, pero sin éxito.
Quién eres. Quién eres para mi. Me conociste por casualidad o por suerte. Me conociste. Puede que el destino jugase con nosotros y nos obligue, sin quererlo, a hacer el amor hasta que la muerte nos separe. Puede que la decisión de tomar un camino y otro, te haga tomar dos vidas totalmente distintas. Quien te dice que si no hubieses girado a la derecha en vez de a la izquierda las prestaciones de este contrato serían distintas. Por que me haces esto. Quién eres. Qué quieres de mi.
Lanzaste ataques de malicia contra mi persona por buscar la felicidad. Me pisaste las manos para que cayese al vacío por demostrarte cuán feliz serías a mi lado. Preferiste la dejadez y la estupidez para alejarme de ti y ser libre...pero quién te apresaba...Quién eres.Que he hecho.
Por qué. Quién te habló de mi. Quién te manipuló para robarme 100 años de amor. Quién te usó como un lacayo para regalarme toda una vida de catastróficas desdichas. Acaso soy un vulgar personaje sacado de un cuento llamado realidad, donde participamos a partir de las manos de un escritor que decide quien sufre y quien no. Quién te dijo lo del cuento. Quien te dijo que si no hubieses girado a la derecha en vez de a la izquierda tu vida no tendría sentido. Quién. Quien eres para mi. Lo sabes. Sé que lo sabes. Me miras con esa cara de inocente manipuladora mientras que por dentro sabemos lo que hay. 
No sonrías. No te mereces ese privilegio. No me abraces. No sabes lo que se siente sentirse abrazado por alguien que te quiere fuera. No remedies lo irremediable. No se puede. No vomites palabras absurdas sobre un "nosotros" porque ambos sabemos que no puede existir. No me mires. Me das asco. No me olvides. Seré aquel que te amó como nadie lo habría hecho y tendrás esa incomodidad cada vez que te acuestes después de un polvo con "ese" que te usa y te usa. No me extrañes. No será recíproco. Quién eres. Quién eres para mi.

Rozo tus mejillas. Cierro mis ojos. Quien eres. Lágrimas derramadas por querer lo posible. Por que me haces esto. 100 años de amor. Por qué. Quién eres. No me abraces. Qué quieres.

No te conozco.

Con Cariño Un Simple Mortal.



Comentarios

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

No quiero ser toda tu vida, solo tu parte favorita...

Cuida mucho de tu abuela...te quiero mucho

Los Cuatro Pilares Fundamentales de una Relación [1/3]

Los románticos, ¿siempre perdemos?