Astucia de un simple mortal

Cómo nos gusta siempre salirnos con la nuestra,¿eh? Siempre nos han dicho desde "peques" o en algún momento dado de nuestro turbio pasado tres palabras que se nos han quedado grabadas para siempre en nuestras mentes: "Sé tu misma/o". Hay gente, véase familiares o amigos, que aliñan un poco esas palabras para provocar un efecto más profundo y más potente como: "Sé tu misma/o y no dejes nunca que nadie te pisotee o te deje en evidencia".
Queridos amantes de la escritura, de las palabras bonitas, de la imaginación sin barreras, de la paciencia y la esperanza, de este blog de un chico con el que podréis contar en cualquier momento, tengo que revelaros una exclusiva la cual puede cambiar vuestra forma de ver a la gente , a vuestros amigos, a vuestros padres, a la gente de a pie. Esta frase tiene un valor incalculable si, pero es la que casi siempre nos causa problemas; ya sea directa o indirectamente.
Tú dices: "¿Pero que coño estas diciendo Ñaki?"
Vamos por partes.
Tú dices: "Dijo Jack el destripador".
Desde siempre hemos tenido problemas. Los tenemos a cada momento. No los llamamos. No hacemos señas ni ponemos carteles a nuestro alrededor con las palabras: "Problemas aquí, gracias". Simplemente llegan de la manera más inesperada posible. Hay veces que los obviamos y otras que usamos unos puntos de nuestra barra de energía para resolverlos. Hay problemas de todo tipo: conflictos políticos que llevan a miles de hombres a luchar contra otros hombres con un único pensamiento en la cabeza: "un simple fallo, y no vuelvo a ver a mi familia", comentarios tipo "En política uno no siempre consigue lo que se propone", discusiones por cosas inútiles, impedimentos a la hora de querer hacer algo, etc. 
Escojamos un ejemplo al azar sobre el tema "Problemas en mi vida como para decirme la frase sé tu misma/o"...mmm...¿Qué os parece la capacidad de interacción que tenemos a la hora de tomar una decisión? 
En El bueno, la decisión y el fracaso explico un poco mi forma de ver el tema de la decisión así que no espero pararme mucho en ese tema. Comentaros solo que, desde que eramos pequeñitos,  hemos estado decidiendo en todo momento: Sabemos que el tomar una decisión por nosotros mismos, al cabo del tiempo, nos causa seguridad, bienestar y soltura. Nos gusta sentirnos bien con nosotros mismos, ¿no? Y también nos gusta relacionarnos con la gente, ¿no? Y ya de sentirnos seguros y tener más confianza en nuestros actos, no creo que tenga que decir nada. Pues bien, el verdadero problema nace aquí. 
Como todos queremos ser nosotros mismos y quedar bien con todo el mundo, no nos damos cuenta de que hacemos daño a los demás inconscientemente. Por qué inconscientemente os preguntáis claro... Nunca tendemos a posicionar una postura empática a la gente con la que hablamos porque no pensamos, en el momento en el que expresamos nuestra disconformidad o nuestra confusión, en que la persona que se está tragando toda nuestra tralla de egocentrismo se ha construido una especie de barrera. El objetivo de esa barrera será no eliminar bajo ningún concepto nuestra postura para con el asunto,¿no? 
Los damnificados por esta especie de ofensiva hacia sus campos de deducción por el cual forman esa barrera, actúan con valor y con la cabeza bien alta defendiendo sus argumentos con la lógica en una mano y un escudo en la otra, hasta que derriben el muro y violen a Seguridad, Bienestar y Soltura. Ganan la batalla. Con el paso del tiempo siguen lanzando ataques leves que se pueden despejar, aunque siempre se te quede un sabor agrío en la boca; un sabor parecido a la furia pero sin llegar al odio o al desprecio. Pero llega el día en el que lanzan otro ataque calificado de seis grados en la escala Richter y vuelven a apropiarse de la situación saliendo victoriosos. ¡Ojo Babies! Tenéis que tener cuidado: se pueden acostumbrar y saber que os tienen"a su merced".

¿Os vais enterando del rollo? ¿Sentís alguna especie de cambio en vuestros seres?¿Tenéis ganas de vomitar? Claro que no. Estáis bastante ocupados leyendo lo que os escribo y pensando a la vez en algún momento que os haya sucedido esto, porque nos ha pasado, nos pasa y nos pasará a todos. Si creéis que no os ha pasado, pensad una cosa: Todo lo que pasa ahora mismo por nuestras cabezas son procesos que pueden manipularse con una de las armas más curiosas que poseemos los humanos: la imaginación. Con ella,  creamos una representación tal y como nosotros queremos y pasamos a otra en menos de un segundo. Es asombroso. Pensar demasiado en cómo funciona vuestra mente o vuestro modo de pensar puede hacer que deis otro paso más hacia la locura. No es coña.
Bueno, hoy para terminar esta entrada tengo un juego preparado. No hace falta que os levantéis del sofá ni que abráis ninguna pestañita nueva para buscar en Google. Lo único que tenéis que hacer es leer, entender, pensar y deducir. En el momento en el que paséis el signo de puntuación de punto, hablaremos de tú a tú. No os podéis copiar entre vosotros, aunque os será un poco difícil, ya que, como decía Mamá, has de ser tu misma/o. Suerte.

"Bueno. ¿Qué te parece lo que te he contado?¿Crees que los demás que han leído lo de arriba se lo van pensar? ¿Tú te haces a la idea de por donde van los tiros? ¿Si?¿No? Atento: has leído toda esta entrada en la que te he escupido en la cara algo que a lo mejor nunca te habías planteado o que no le habías dado importancia en ningún momento; te he atacado gratuitamente con mis argumentos intentando aplastarte de manera caótica, pero siempre desde el amor, con el único fin de que entiendas un poco más algo de tu vida que puede llegar a ser positivo o negativo en tu modo de pensar o de afrontar situaciones; no es la primera vez que te hago esto y lo sabes. Si eres de esos que dice que me lee y que esperas entradas nuevas y tal, has de saber que me tienes en tu mente desde hace mucho tiempo por otras entradas, así que lo de la barrera es algo que podemos saltarnos porque hace tiempo que para mí no existe, lo que te agradezco muchísimo, porque no hay algo más bonito que estar siempre en la mente de los demás de manera positiva para unos o, desgraciadamente, negativa para otros. 
Entonces qué dices, ¿entiendes mi curiosidad? Para mí, las palabras "Sé tu mismo" están grabadas en mi espalda para siempre, porque es algo indispensable en todo ser humano. Pero, ¿qué hacemos con aquellos a los que puteemos de la misma forma que lo he hecho yo contigo? ¿Crees que se sienten bien con esa situación? A lo mejor, sin tu saberlo, le estás destruyendo sueños, deseos, situaciones felices...Y todo, porque tu tienes tu ego y tienes tu posición firme sobre lo que dices. ¿No te das cuenta que es un círculo vicioso? Nos hacemos daño mutuamente a propósito pero sin quererlo. No hay que culparse por ello porque, al fin y al cabo, es este tipo de situaciones las que forman el progreso de la vida misma. Hay que aprender, madurar y saber actuar...pero, ¿de que forma actúas entonces? Ya te digo que es un lío, pero es curioso,¿eh? ¡Ah! Y otra cosa:

Recuerda esto siempre: Sé tu misma/o. No te dejes pisotear nunca. Ante todo momento, sé feliz. Vive la vida, porque no nos damos cuenta de que solo hay una. No esperes nunca nada a cambio. Sé segura/o de ti misma/o, ten siempre la cabeza bien alta y estate atenta/o a esos ataques inesperados que intentan traspasar tus barreras.
Hablamos en otro momento que seguramente los demás ya habrán terminado de leer esta frase, al igual que tú..."


Con Cariño, Un Simple Mortal

Comentarios

Entradas populares de este blog

No quiero ser toda tu vida, solo tu parte favorita...

Cuida mucho de tu abuela...te quiero mucho

Los Cuatro Pilares Fundamentales de una Relación [1/3]

Los románticos, ¿siempre perdemos?