¿Quieres saber el título? Pregunta...

Quiero ser como las palabras que escribo, esas palabras que son sigilosas e inocentes al ser puestas en un papel con ganas de ser recibido. Esas palabras que quieren decir tantas verdades, que no se sabe por donde empezar, y tantas cosas que nunca se sabe como terminar ya que hay veces que nunca hay un fin.Un fin que tampoco posee aquella paloma desorientada que quiere volver a volar con un rumbo bastante..indeciso...la pobre, se ha desmayado al ver tanta hipocresia en esta sociedad que lo unico que quiere es ser como tus oidos, atentos y simples que escuchan una voz con ganas de dar un grito, una voz atenuante que busca solo un motivo para no querer borrar pensamientos sin sentido, pensamientos que le provoca aquella clase donde estabas tu, detras mía, y yo queriendo mirar atras y contemplar tal belleza deseando que, por una vez entre muchas otras,Crono o Satuno me parasen el tiempo. Siempre son cuatro letras insignificantes que matan a un simple mortal por haber cometido el error de buscar una rosa en un nido...sabiendo que nunca la iba a encontrar...a menos que se tratase de el nido de una urraca que esas te roban hasta los puntos del carné de conducir. Aunque gracias a dios, existen otros factores que amenizan la mañana, como la sonrisa de una nube, que quiere volver a brillar,poseedora de la paz...que incomoda a los grillos. Pero,¿ qué se supone que han hecho los grillos para que no tengan un poco de paz?¿Será que no se la merecen po todos esos momentos que, a las 2 de la madrugada, no nos han dejado dormir y que hemos intentado que se callasen dando una palmada o con ese ¡sshh! que todo el mundo conocemos?Hhmm...tampoco podemos esperar mucho mas de unos bichillos negros que a mas de uno les causa "repelús". Lo que si os puedo decir, es que despues de catorce estribillos sin llegar a ninguna parte, rompo toda esperanza de alargar...e incluso, derrotado tiro al cesped la guitarra y me arrodillo solozando pidiendote, amor, una oportunidad contigo. Buaahh...que melancólico...la verdad es que soy un "cursi"...a saber quien sería capaz de tirar su guitarra al cesped dandolo todo por perdido y como último remedio, arrodillarse sollozando pidiendo una oportunidad con alguien...¿una persona desesperada tal vez? Bueno, no sé.
Depende de muchas cosas...sentimientos...momentos,etc. Lo malo es que mas adelante nos encontraremos con lágrimas que infrigen las normas del pasado que por fin dejé atras, ya que por mas que manche hojas en clave de sol con ternura, nada va a cambiar, porque claro, ¿por qué iba a cambiar alguién de parecer o su forma de ser o lo que fuese? No tiene mucho sentido, ¿no? Si quieres cambiar, cambias porque el corazón te lo pide porque sabes que haciendolo, ganarás mucho, incluso lo que te puedas llegar a proponer..pero oye, cada cual con su historia. La verdad es que solo tengo una razon para no caer al mar de este barco pirata llamado soledad, y es que la rosa de aquel nido que buscó el simple mortal fue encontrada...ahora...¿por quien? Me parece a mi que nunca se sabrá....¿o sí?
Bueno, yo solo quiero que os quedeis con que después de catorce estribillos, sin llegar a ninguna parte, rompo toda esperanza de avanzar...y que incluso derrotado, tiro al cesped la guitarra y me arrodillo, sollozando, pidiendote a ti, amor, una oportunidad contigo.

Será cursi, pero es único y propio.

Comentarios

Entradas populares de este blog

No quiero ser toda tu vida, solo tu parte favorita...

Cuida mucho de tu abuela...te quiero mucho

Los Cuatro Pilares Fundamentales de una Relación [1/3]

Los románticos, ¿siempre perdemos?