Entradas

Mostrando entradas de febrero, 2015

Duramores inseguros

Es muy duro y un gran reto volver a confiar en aquel que te destrozó al 100% en un momento determinado y sin previo aviso, pero más duro es hacer caso omiso a aquellos que te ofrecen su punto más negativo del tema con el único fin de desentenderse ellos, y ya que puedes, tu. Es cierto que dependiendo del estado de ánimo de esas personas en el momento en el que buscas apoyo, y la capacidad de razonamiento, empatía y racionalidad, el comentario/opinión/consejo/"obligación" va a ser como bien he dicho, negativo.  Tampoco es algo que hagan a propósito; ellos se preocupan por ti. Pero, ¿de verdad saben cómo preocuparse por ti? ¿Han estado ahí en todo momento? Que no, que tampoco hace falta que lleve a tu lado mucho tiempo ni nada de eso, pero la capacidad de conocer a la persona con la que estás hablando y a la que estas aconsejando crece si la relación es más fuerte. Hay casos en los que relaciones fuertes tienden a romperse, pero eso es otro tema porque son tonterías de niños,…

El Perfume

Inspiró suavemente el olor que le había sido otorgado. Comienza a recordar. Lo recuerda todo. No es capaz de olvidarlo. Es más, no puede. Sabe que debe, pero no puede. Como si de una cicatriz se tratase, vuelven a él aquellos momentos. Cierra los ojos. Inspira. Esta vez más fuerte que la anterior. Se le vienen imágenes a la mente.
"Lo recuerdo...
Recuerdo esa bufanda, ese cuello.  Recuerdo cada conversación, cada sonrisa, cada mirada con esos destinos mirándome.  Recuerdo como me hacías presa con ese olor. Y qué olor.  Recuerdo cada roce de tus labios con los míos y de cómo me transportaba al país de nunca jamás. Cómo me costaba volver. Cómo me costaba.  Recuerdo cada paseo, cada risa, cada asombro que tu rostro me deleitaba, cada suplica para quedarnos un poco más en aquel banco para no descolocar aquel momento. Recuerdo cada bienvenida, cada despedida. Qué dolorosas que son. Qué claras las veías, pero que tristes te parecían.  Recuerdo tu sabor: dulce como tú eras y adictivo como el ch…